CITAS
Para algunas cosas disponemos de un talento natural; otras hay que aprenderlas. Algunas cosas, sencillamente, somos incapaces de hacerlas. - Sidney Lumet

Liderazgo innovador para Dummies

Los retos a los que nos enfrentamos día a día son cada vez más complejos: es el entorno VUCA (volátil, incierto, complejo y ambiguo) que requiere un liderazgo especial, un liderazgo facilitador y promotor del talento, capaz de hacer que todos los integrantes de un equipo se comprometan y lo den todo: ese liderazgo es el del líder-coach.

¡Descubre todos los secretos del liderazgo!

portada_liderazgo-innovador-para-dummies_juan-carlos-cubeiro-villar_201606300024

El liderazgo es una de las habilidades fundamentales para dirigir con eficacia y llevar a cabo con éxito cualquier proyecto. La capacidad de planificación estratégica y de ejecución no bastan para alcanzar la excelencia, es también imprescindible organizar equipos eficaces y motivar a las personas. Lamentablemente, muchos directivos ni siquiera se dan cuenta de sus carencias en este ámbito y, si lo hacen, no emplean los recursos adecuados para subsanarlos.
En este libro los autores cuentan qué es el liderazgo, cómo ha sido interpretado históricamente y cuáles son hoy las claves para que cualquiera pueda desplegar al máximo su potencial como líder. Además, facilitan multitud de ejemplos e historias interesantes de líderes de todos los tiempos, de sus logros y hazañas más curiosas, sin olvidar la presentación del entorno VUCA y la figura del líder-coach.
Liderazgo innovador se convierte en la biblia del conocimiento sobre liderazgo.

¿Qué encontrarás en el libro?

  • El liderazgo a través de la historia y el liderazgo del siglo XXI
  • La importancia de la motivación, la creatividad y la innovación
  • Cómo convertir un grupo de personas en un equipo talentoso
  • Las diferencias entre ser un buen directivo y un buen líder

 

Partes de liderazgo innovador

1. La gran paradoja del liderazgo

2. El concepto es el concepto: se trata de guiar

3. Habilidades esenciales para ser un gran líder

4. Presente y futuro del liderazgo

5. Los decálogos

 

Los autores de la obra son:

aaeaaqaaaaaaaad-aaaajgm2nja5mda0lwnkzwytngnjns04zmzlltyxntziyzdjmjg4yq

Ana María Castillo Clavero, tiene un Phd en Ciencias Económicas y Empresariales y es Catedrática de la Facultad de Ciencias Económicas y Empresariales de la Universidad de Málaga, también consultora de la Junta de Andalucía (gobierno autonómico) en asuntos de Recursos Humanos y ha ganado varios premios por su labor de investigación en el campo del management.

 

 

dmc_7415Juan Carlos Cubeiro Villar, Presidente de Honor de AECOP (Asociación Española de Coaching y Consultoría de Procesos), socio-director de IDEO y coordinador de Axel Kruger, es también profesor de la Universidad de Deusto, San Pablo-CEU, Fundesem, Novacaixagalicia, Estema y ESIC. Se le considera uno de los mayores expertos en talento, liderazgo y coaching de habla hispana.

 

 

Guía práctica para impulsar tu Talento por Juan Carlos Cubeiro, autor de Liderazgo Innovador para Dummies y Head of Talent de ManpowerGroup

Es inquietante que el Talento sea una de las palabras más mencionadas en cualquier discurso social, político y empresarial en nuestro país y a nivel internacional y que, de forma simultánea, escaseen los esfuerzos reales para desarrollar el talento individual y colectivo. Es una de las principales trampas del cerebro humano, tan formidable en realidad: que no distingue entre lo que piensa (dice) y lo que ocurre realmente…

Si de verdad quieres desarrollar tu talento, te animo a reflexionar sobre estos principios para que los lleves a la práctica:

  1. Define adecuadamente el Talento. Ni siquiera nuestro diccionario de la Real Academia de la Lengua Española ha definido el talento como merece. Esto ocurre porque “el talento es un término de la psicología popular” (José Antonio Marina), que quiere decir en la práctica que cada uno ha hecho de su capa un sayo. Sin encomendarse ni a Dios ni al diablo, muchos se han inventado el sentido del talento, lo han considerado un don genético y han advertido, en esa línea que, “el talento está sobrevalorado”. El DRAE equipara en su definición académica talento a inteligencia. Sin embargo, sabemos bien que hay dos tipos de inteligencia, la fracasada (la estupidez) y la triunfante. El Talento es convertir la inteligencia en acción, los conocimientos en comportamientos. Y por tanto, en resultados. Es pasar de la inteligencia cognitiva/computacional a la inteligencia ejecutiva, a través de las decisiones conscientes. El Talento es elegir buenas metas y actuar, perseverantemente, en consecuencia para alcanzarlas.
  2. Analiza de qué se compone. El Talento es Capacidad por Compromiso (Dave Ulrich) en el Contexto adecuado. Capacidad es aptitud (conocimientos y habilidades) y actitud (lenguaje, gestión de las emociones, postura corporal). El Compromiso es la energía que le ponemos al proyecto. Y el encaje cultural, en qué medida participas de los valores de la organización y te compensa formar parte de la misma. El Talento no es complicado (más bien, es sencillo), si bien es complejo, porque depende de hasta diez variables.
  3. Elige tu Talento. La gran pregunta es “Talento, ¿para qué?”, porque tenemos Talento para unas cosas y no para otras (inteligencias múltiples, para Howard Gardner). El Talento debe partir de la Pasión, de aquello que te arrebata. Porque necesitamos al menos 10.000 horas (o mejor dicho, ciclos de 10.000 horas) de práctica deliberada para desarrollarlo.
  4. El Talento está después, nunca antes, de la Educación. El Talento no es innato en absoluto; ni se desarrolla si uno no le pone una buena dosis de voluntad. El Talento se cultiva (resulta la metáfora más apropiada, la biológica, la natural), desde la semilla de la pasión. Necesitamos no una sino tres Es: Educación, Exposición (la fortuna ayuda a l@s valientes) y Experiencia, para que fructifique.
  5. El gran enemigo del Talento es la acidia. La acidia, un “pecado capital” del que no ha llegado a nuestros días (y que es ampliamente compartido), es la pereza, la negligencia, el tedio, la haraganería… Las soluciones “milagrosas” son sucedáneos que no funcionan en absoluto para desarrollar tu talento. La inspiración te debe pillar trabajando (Picasso), empleando tu Talento. Esfuerzo constante (disciplinado) para desarrollar tu talento.
  6. Más vale no estar sol@… En el desarrollo de tu Talento, la soledad es poco útil. Necesitas un “espejo” (un/a coach), que te acompañe en la reflexión y el descubrimiento (consciencia), en la elaboración de un plan de acción y en el seguimiento de nuevos hábitos hasta que se conviertan en una “segunda naturaleza” (Aristóteles). Sin coaching no hay paraíso (alcanzar las metas que te propones). Y necesitas además, para poner en valor lo que haces, un/a representante que hable de tu talento (no confundas humildad con depreciación de tu valía). Que te ponga en valor.
  7. Cuidado con las Creencias autoimpuestas. Somos el límite de nuestro pensamiento, de nuestros sueños, de nuestras sanas ambiciones. Como decía Henry Ford, “tanto si crees que puedes como si crees que no puedes, tienes razón”. Reta tus límites, desafía tus creencias. Fluye desde hacia los retos y eleva tus capacidades desde tu compromiso.
  8. Cuidado con la procrastinación. El momento es ahora; el regalo es el presente. Dejar para mañana lo que deberías hacer hoy es un impedimento al desarrollo del talento. Empieza cuanto antes.
  9. Mejor en Equipo. Desde el tándem, la unidad mínima de Liderazgo, a un quinteto o un equipo más amplio. Un equipo de verdad, que genera sinergias, es una gran plataforma para el desarrollo de tu talento. Los “llaneros solitarios” no llegan muy lejos.
  10. Utiliza la tecnología como trampolín del Talento. Utilizar las nuevas tecnologías te ayuda a impulsar tu talento. Pero nunca sustituirá tus ganas, tu esfuerzo, tu determinación. Volviendo a José Antonio Marina, “un burro delante de un ordenador sigue siendo un burro”.

Ya sabes, el Talento que no se aprecia se deprecia. En este mundo híperVUCA (Volátil, Incierto, Complejo, Ambiguo), en esta “Human Age 2.0”, el Talento marca la diferencia. Una sociedad con forma de reloj de arena, con un 20% de personas con la preparación, el compromiso y el encaje adecuados y un 80% perdidos en un entorno hostil.

Tú eliges: impulsa tu talento o quéjate amargamente de los tiempos que corren.

 

Todavía no hay comentarios en "Liderazgo innovador para Dummies"

    Escribir un comentario

    Su email no será publicado